Así ha cambiado la Emperatriz Infantil de ‘La historia interminable’: ahora tiene 50 años y se apartó de la industria al ser …

asi ha cambiado la emperatriz infantil de la historia interminable ahora tiene 50 anos y se aparto de la industria al ser sexualizada tras la pelicula

Puede que no sea una película que haya envejecido demasiado bien, pero resulta imposible no recordar con gran nostalgia La historia interminable, la famosa cinta de fantasía basada en la novela homónima de Michael Ende y estrenada en 1984 que fue objeto de un enorme éxito en los 80 y 90. Conve…

Leer la noticia en SensaCine

Tami Stronach tenía tan solo 11 años cuando protagonizó la famosa película de fantasía. Tenía todo un futuro por delante, pero sus padres decidieron protegerla cuando empezó a recibir propuestas de matrimonio y papeles con desnudos.

Puede que no sea una película que haya envejecido demasiado bien, pero resulta imposible no recordar con gran nostalgia La historia interminable, la famosa cinta de fantasía basada en la novela homónima de Michael Ende y estrenada en 1984 que fue objeto de un enorme éxito en los 80 y 90. Convertida en parte de la cultura popular, su banda sonora original es reconocible en todo el mundo casi cuarenta años después, pero la película ya hizo historia antes de ser elevada a la categoría de clásico. En el momento de su estreno, el largometraje resultó ser el más caro jamás producido fuera de los Estados Unidos o la URRS, pero sus ganancias también lograron multiplicar por cuatro su presupuesto.

Dirigida por el director alemán Wolfgang Petersen (El submarino, Air Force One), La historia interminable adaptaba solo la primera mitad del libro de Ende, mientras que la segunda se adaptó en su secuela La historia interminable II: El siguiente capítulo y llegó a producirse una tercera en 1994, diez años después, con una trama no relacionada con el material original.

Como recordarás, la historia estaba protagonizada por un niño de 10 años, Bastian (Barrett Oliver), que comenzaba a leer un libro llamado La historia interminable que le transportaba hasta Fantasía, un reino que necesita la llegada de un héroe para salvar de la muerte a su Emperatriz (Tami Stronach), que sufre una enfermedad. Ese héroe era Atreyu, interpretado por Noah Hathaway, en cuya aventura era necesaria la participación del propio Bastian.

Ninguno de los tres niños protagonistas de la inolvidable película regresó para la segunda parte y, de hecho, más tarde o más temprano, todos ellos acabaron apartándose del mundo de la interpretación para dedicarse a otras cosas. Sin embargo, mientras Noah Hathaway y Barrett Oliver siguieron siendo niños actores un tiempo, Tami Stronach fue alejada casi inmediatamente de los focos tras la inesperada fama adquirida por la pequeña tras el estreno de la película.

Stronach tenía apenas 11 años cuando se convirtió en la Emperatriz Infantil de La historia interminable y sus padres quedaron muy impactados con lo que ocurrió. Lo que comenzó casi como un juego tras ser descubierta en una función de Winnie the Pooh acabó con la joven como una de las protagonistas de una película que había triunfado en todo el mundo, lo que supuso una atención extra sobre la niña y sobre su familia que les hicieron vivir momentos de lo más incómodos: les acosaron telefónicamente, la niña recibía propuestas de matrimonio por parte de hombres adultos y, según contarían con el tiempo, también recibieron «ofertas de Hollywood para interpretar papeles que incluían escenas de desnudos y completamente inapropiados para su edad».

Según diría su madre, Ruth Stronach, la pequeña fue alejada de la interpretación para «ayudarla a navegar por las aguas turbulentas del estrellato infantil en la industria cinematográfica».

Así, La historia interminable fue su primer papel y también fue el último por más de tres décadas.

Warner Bros.

Ahora Stronach tiene 50 años y su cambio físico, como es obvio, es notable. Tras el éxito de la película, la pequeña siguió vinculada al arte y, tras graduarse, se mudó a Nueva York para trabajar como bailarina y actriz de teatro. Incluso llegó a fundar su propia compañía, Tami Stronach Dance Company, en el año 2000. Además, la actriz se hizo profesora de Yoga y, como prueba de su gran recuerdo hacia la cinta, denominó sus clases Never Ending Yoga.

No hace mucho y de forma inesperada, se produjo su regreso al cine: Lo hizo de la mano de la cinta Ultra Low, sobre un grupo de cineasta tratando de petarlo en Hollywood. Asimismo, la actriz ha pasado los últimos años trabajando en la escritura, dirección y producción de su primera película: Man & Witch, que cuenta en su elenco con nada menos que Christopher Lloyd, Sean Astin, Michael Emerson y la propia Stronach.

 

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Sucribete a nuestro Newsletter

[mc4wp_form id="69"]