Este es el Kyrie Irving que puede llevar a Brooklyn Nets al anillo: su asombroso cambio que explica el ascenso de los neoyorquinos

este es el kyrie irving que puede llevar a brooklyn nets al anillo: su asombroso cambio que explica el ascenso de los neoyorquinos

Kyrie Irving ha cambiado y su impacto está haciendo que los Brooklyn Nets vuelvan a ser aspirantes a todo.

Cuando se menciona el nombre de Kyrie Irving este siempre viene acompañado de una incómoda descripción de sus vivencias y posiciones fuera de la cancha. Un auténtico virtuoso del juego, alguien con unas habilidades a la altura de los más grandes que se haya visto en la NBA, pero también un jugador a quien sus palabras le han puesto en situaciones complicadas en más de una ocasión. La temporada 2022-2023 comenzó (incluso antes) con una nueva crisis en Brooklyn Nets. Algo estaba roto al interno del equipo y Steve Nash fue el que pagó los platos rotos. Poco después, el base nacido en Australia fue suspendido de manera indefinida hasta que demostrase un cambio de actitud y posicionamiento respecto a cuestiones de tipo anti-semita tras una nueva polémica. 

En ese punto, la carrera de Irving estaba en un momento crítico. Entrando en el último año de su contrato con Brooklyn, con tan solo 30 años y mucho por dar todavía, Kai corría el riesgo de quedarse fuera por lo hecho y dicho lejos del parqué. 

Suscríbete a NBA League Pass para ver todos los partidos: Estados Unidos Resto del mundo

A su vuelta solo tenía una alternativa: hablar en la cancha. «Solo estoy aquí para centrarme en el juego», dijo el 20 de noviembre tras estar 8 partidos ausente. Kyrie dejó de lado las distracciones para poner toda su atención en enmendar aquello que había limitado a los Nets y privado de su objetivo de alcanzar el anillo. 

Dos meses después y sin Kevin Durant debido a una lesión, Kyrie Irving ha regresado a su mejor versión. Y lo mejor, los Brooklyn Nets están en la conversación para ser aspirantes por el anillo.

No hubo mejor manera de constatar su cambio de actitud y carácter que la demostración que realizó en casa de los vigentes campeones, liderando a los neoyorquinos a la victoria por 120 a 116 ante Golden State Warriors. Todo ello gracias a 38 puntos en 12 de 22 tiros de campo (54,5% de acierto), 7 rebotes y 9 asistencias, lo cual incluyó una exhibición magnífica en el clutch. Con 5 tantos y 1 asistencia en el último minuto y medio, Brooklyn certificó su remontada a domicilio, dándole la vuelta a un marcador adverso de -17 al borde del descanso.

La mejoría de Irving es notable desde su regreso (problemas físicos aparte), notándose especialmente en aspectos del juego donde antes no ponía toda la atención. ¿Y dónde se ha reflejado eso? En la defensa. Ante los Warriors el base de los Nets dejó una demostración de que puede ser alguien también diferencial en ese costado del campo:

A lo largo de las 16 secuencias defensivas en las que fue el responsable de evitar que los jugadores de los Warriors anotasen tan solo concedió 6 intentos. Eso se traduce en un 37,5% de acierto, lo que le dejó como el segundo que menos concedió de su equipo (Joe Harris, 28,6%) y junto a Ben Simmons (38,5%) fueron los grandes responsables del triunfo.

Sin Kevin Durant, en plena gira fuera de casa y en una Conferencia Este sumamente apretada, Kyrie Irving está probando que puede ser un líder e impactar de manera positiva en el desempeño de su equipo.

Las opiniones aquí expresadas no representan necesariamente a la NBA o a sus organizaciones.

 

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Sucribete a nuestro Newsletter

[mc4wp_form id="69"]